Crisis Educativa

16 enero, 2010

El ROC explicado a los niños

Filed under: Entradas — JuanV @ 17:34

1 – De la creación de los institutos (Cap I; Art. 35):

a) No pensamos que sea bueno que las Corporaciones Locales propongan la creación de Centros. ¿Qué problema hay si todo sigue como hasta ahora? ¿Qué se pretende conseguir con esa medida? ¿Qué necesidad hay de eso, es que faltan fondos y se quiere contar con la ayuda financiera de los Ayuntamientos? ¿A costa de qué prerrogativas?
b) Si los Centros así creados dependen de los Ayuntamientos, ¿no se podrán dar conflictos entre los gobiernos local y autonómico? ¿Qué necesidad hay de ello?
c) Puesto que lo único que garantiza que un Centro educativo se cree sin ánimo de lucro es que sea de control público, de no ser así, ¿qué Ayuntamientos se piensa que estarán en condiciones de crear Centros educativos, los que cuenten con más medios económicos o lo más humildes? ¿En qué barrios es más probable que se llegara a crear Centros, en los más pobres y conflictivos o en los más favorecidos?
d) ¿Qué personal trabajará en los Centros de creación municipal? ¿Quién contratará al personal y en qué condiciones? ¿Dónde quedan los funcionarios de educación? En cualquier caso, nada de esto queda claro en ninguno de los borradores hasta ahora aprobados.
e) Ahora se habla de permitir la creación de Centros a las Corporaciones Locales, ¿quién está en condiciones de asegurar que no se permitirá más adelante a esos Centros la elaboración y desarrollo de sus propios programas, sus propios contenidos y actividades y hasta expedir sus propios títulos? ¿No es un paso más hacia una privatización velada de la enseñanza pública?

2 – De la autonomía de los Centros (Cap. II; Art. 38):

a) ¿Qué se pretende al otorgar a los Centros mayor autonomía pedagógica? ¿No son los programas iguales, con objetivos y contenidos iguales para todos (con las adaptaciones locales lógicas) la mayor garantía de igualdad y de equidad de un sistema de enseñanza público? ¿No va tanta autonomía contra el sentido de cohesión social del la Comunidad y del país? ¿O tal vez lo que se pretende es “maquillar” el fracaso escolar?
b) Que los Centros educativos tengan libertad para ofertar sus propios programas, contenidos, actividades, etc., ¿no atenta contra los derechos fundamentales de los ciudadanos a una igual educación en todo el territorio nacional? ¿No se van a ver perjudicados aquellos alumnos y familias que no tengan la suerte de vivir cerca de un Centro que oferte y ofrezca características “atractivas”? ¿Es que se quiere propiciar la “lucha” entre familias para conseguir una plaza en un Centro “bien”?
c) ¿No acabarán organizándose los Centros en virtud de las condiciones sociales de los barrios donde se ubiquen y de las expectativas de promoción que tengan los estudiantes que los habiten? ¿No se acabarán creando nuevos Centros y convirtiendo los ya existentes en Centros de 1ª, 2ª y más categorías dependiendo de cómo se organicen en virtud de tanta autonomía? ¿No es mejor, más sensato y más justo garantizar la misma calidad de todos los Centros de enseñanza públicos y procurar que esta calidad sea alta? ¿No es eso garantía de igualdad y de equidad en un estado verdaderamente democrático y de derecho?
d) ¿No hará el aumento de autonomía para los Centros aumentar también las diferencias sociales?
e) ¿No se está propiciando la creación de un “mercado” educativo que se regirá lógicamente mediante los mecanismos de oferta y demanda, como todo mercado? ¿Es que se pretende ofertar una educación “a la carta”? ¿Es esa la idea que tiene la Consejería de Educación de la Junta de Andalucía, bajo un gobierno que se define a sí mismo como socialista, de una educación pública, democrática, igualitaria, equitativa y compensadora de las diferencias sociales?
f) Con tanta autonomía para los Centros educativos, ¿no se están dando pasos agigantados hacia una desestatalización de la enseñanza cuando es el Estado el principal garante de la igualdad y de la equidad en educación? ¿No se están dando así pasos más o menos velados hacia una privatización o semi-privatización de la enseñanza pública?

3 – Del Claustro de Profesores (Cap. III, Secc. 2ª; Arts. 65, 66, 67):

a) El Plan de Centro se dice que será elaborado por el Equipo Directivo y aprobado por el Consejo Escolar (Cap. II, Art. 39); para nada se menciona al Claustro de Profesores, máximo órgano de participación democrática de los profesores en el funcionamiento de los Centros.

4 – De los directores (Cap. IV, Art. 70):

a) Se dice que ha de “ejercer la dirección pedagógica” del Centro, ¿no atenta esa medida contra la libertad de cátedra? ¿Hasta qué punto tiene conocimientos un director en la actualidad para ejercer la dirección pedagógica en todas y cada una de las materias? ¿No se trata más bien de un liderazgo ideológico?
b) Se le otorga “potestad disciplinaria”, ¿qué se pretende con esa medida realmente? ¿Se nos está diciendo que el principal problema existente en los Centros educativos hoy en día lo crean los profesores “díscolos” y absentistas? ¿Que son tantos los problemas acarreados por los profesores que se necesita a alguien, un “sheriff”, un capataz que los controle y que los “meta en vereda”? ¿No tiene encomendad esas funciones ya la Inspección? ¿No es mayor garantía que quien ejerza la potestad de sancionar no sea un compañero? ¿No se propicia así que se puedan dar situaciones arbitrarias o injustas?
c) ¿Mejorará así el ambiente en los Centros?
d) ¿Por qué sobrecargar de funciones al director? ¿Por qué ha de tener potestad para proponer requisitos de especialización y capacitación profesional de algunos puestos docentes? ¿Qué se pretende con esa medida? ¿Acaso se quiere llegar a habilitar a los directores para la contratación directa de profesores interinos como si de un Centro privado se tratara?
e) ¿Qué se pretende dando a los directores la capacidad para designar a los jefes de los Departamentos Didácticos? ¿Por qué se insiste en restar carácter democrático a los Centros? ¿Con qué criterios podemos pensar que los directores realizarán sus elecciones para los cargos? ¿Elegirán a los profesores más idóneos para los cargos o a aquellos más “afines”? ¿Así se va a respetar y garantizar el mérito y la capacidad entre los profesores? ¿Habrá más o menos colaboración entre compañeros si existe malestar y falta de representación y respeto?
f) ¿Estarán los directores más cerca de sus compañeros o de la Administración educativa? ¿Es eso lo que se pretende? ¿Serán así los Centros más democráticos? ¿Adónde quedan los procesos democráticos de elección de cargos de los Centros? De nuevo, ¿favorecerá todo esto o no un mejor ambiente en el Centro?
g) Se le otorga al director la capacidad de “decidir sobre las sustituciones de las ausencias” de los profesores, ¿pretende lavarse las manso la Administración educativa a ese respecto? ¿Por qué no establecer un órgano especial en las Delegaciones que se encargue de esos trámites con celeridad? ¿Se nos está diciendo que dependiendo de los fondos de que disponga un director propondrá o no la sustitución de un profesor ausente? ¿Es que no todas las bajas van a ser consideradas igual de importantes? ¿Por qué hacer depender esa posibilidad del buen criterio del director? ¿No se está arriesgando demasiado del funcionamiento de los Centros cuando tanto se hace depender del buen criterio y juicio del director?
h) Se habla de auténtico liderazgo pedagógico por parte de los directores, ¿qué directores han sido formados y preparados hasta ahora en esas funciones?

5 – De los Órganos de Coordinación docente (Cap. V, Art. 80):

a) En el borrador anterior se proponía la desaparición de los Departamentos Didácticos agrupándolos en Áreas de “Competencias” (término horrible, por cierto, proveniente del mundo empresarial y que no aporta absolutamente nada nuevo al mundo de la educación). En este borrador se deja abierta esa posibilidad sin ser prescriptivo. ¿Por qué se hace depender eso de la voluntad del Equipo Directivo? ¿Por qué no se garantiza que haya Departamentos Didácticos en todos los Centros por igual? ¿No es garantía de igualdad y equidad que todos los Centros tengan una organización y estructura similar?
b) ¿Por qué se deja que sea el Proyecto Educativo el que establezca las funciones de las Áreas de Competencias, cuya existencia se propone obligatoria, y en cambio se pormenorizan las funciones de los Departamentos Didácticos, cuando éstos dependerán del director para su existencia?
c) Áreas de Competencias, ¿a qué viene tanto insistir en “agrupar” las asignaturas o áreas de conocimientos? En la enseñanza secundaria se supone que los alumnos ya disponen del desarrollo intelectual suficiente como para que sea posible la reflexión, la abstracción y empezar el estudio serio, ¿no se está “infantilizando” la educación secundaria al restar importancia a la especialización por asignaturas?

En 82 páginas nada se dice de disminuir la ratio en todos los grupos para todas las materias, uno de los factores cuya contribución nadie se atreve a poner en duda a la hora de mejorar la práctica docente, el ambiente de clase, la calidad de la educación y en definitiva los posibles resultados. Y no nos vale argumentar falta de fondos cuando se están literalmente malgastando grandes cantidades de dinero en “regalar” ordenadores que nadie ha pedido por cierto, ordenadores que ya tienen en casa gran número de alumnos y que quedarán obsoletos en poco tiempo.

Tampoco se dice nada de contratar a personal, con el problema tan enorme de paro que existe en nuestro país y muy especialmente en nuestra Comunidad Autónoma, para abrir los Centros por la tarde y hasta en horario nocturno para ofertar cursos variados, actividades de apoyo y recuperación, actividades deportivas, extraescolares, culturales, etc.

Ni se habla de la organización de Escuelas de Padres para ayudarles en la educación de sus hijos, precisamente cuando se constata que muchos de los problemas que presentan los estudiantes en clase provienen de carencias educativas y de comportamiento básico del entorno familiar.
Nada se comenta del control de las faltas de asistencia de los estudiantes; nada de instaurar cualquier tipo de sistema (basta mirar lo que se hace en otras Comunidades y en otros países al respecto), que evite que los estudiantes falten a clase con asiduidad y descaro pasmosos sin que nada ocurra, cuando saben que, en muchos casos, al llegar septiembre se les promocionará al curso siguiente de manera automática.

Son demasiadas preguntas las que planteamos, pero se pueden resumir en una fundamental: ¿Por qué un ROC nuevo ahora? Desde nuestro punto de vista parece que los objetivos (políticos, claro, qué si no) que se persiguen son dos:

1º Hacer de los directores auténticos brazos de la administración, dándoles muchísimo poder y quitándoselo a profesores mediante la desvaloración de los Departamentos Didácticos y del Claustro como los conocemos hasta ahora. Con ello, la Administración tiene la libertad de hacer y deshacer, ahora con la coartada de la autonomía de los Centros, y sigue minusvalorando y despreciando una vez más la figura del profesor.

2º Disimular el fracaso escolar, mediante la autonomía de los centros. Así, si cada centro determina su “proyecto”, su programa, sus objetivos, sus contenidos, y lo que es más, sus propios criterios de evaluación, los niveles de exigencia dependerán de cada Centro. Pierde sentido hablar de cursos y niveles puesto que nunca serán iguales los conocimientos de un 3º de ESO, por ejemplo, en un Centro que en otro ya que cada uno se adaptará, en virtud de tanta autonomía, a lo que hay en su medio con lo que los estudiantes conseguirán alcanzar los objetivos y los niveles “establecidos” y “adaptados” autónomamente para ellos y parecerá que el fracaso escolar ha descendido.

Con estas medidas la educación, que debiera ser un instrumento de cambio y de igualación social, será un instrumento para perpetuar las diferencias sociales o incluso aumentarlas. Y mientras se proclama la reivindicación de la figura del profesor en los medios de comunicación y apoyo a su labor, se hacen leyes y crean normativas que lo minusvaloran y desprecian.

Nosotros decimos:

NO AL ROC

En esta página ya hemos dedicado varias entradas al análisis y crítica del nuevo ROC: aquí, aquí y aquí. Recomendamos asimismo este artículo aparecido en Deseducativos.

Anuncios

5 comentarios »

  1. Pero ¡qué “listillos son los políticos””! ¡Cómo van colando goles sin que nos demos cuenta!

    Comentario por dolo — 16 enero, 2010 @ 22:34 | Responder

  2. Algunos sindicatos cercanos a la administración han querido dar un golpe de efecto y acercamiento al sentir de los profesores rechazando esta semana el borrador del nuevo ROC. Algunos sindicatos que minusvaloran la capacidad de nuestros análisis. Pretenden conseguir mejoras parciales en la convocatoria de la mesa del próximo día 18 de enero,-y firmar- pero dejan intacto los puntos fundamentales por los que nos oponemos a este borrador. Son ellos los que han propuesto los puntos más polémicos: creación de responsables de áreas por encima de los departamentos -son los que formaran el ETCP- (el discurso de que los ETCP actuales NO SON OPERATIVOS es una consigna que explícitamente ha hecho suya la consejería) y el nuevo modelo de sustituciones que carga sobre los propios centros la responsabilidad y la limitación de las bajas del profesorado.
    En los próximos días habrá que estar muy atentos y observar qué sindicatos firman este borrador. Un saludo

    Comentario por Carlos F. — 17 enero, 2010 @ 10:49 | Responder

  3. Efectivamente, lo que NO ES OPERATIVO son tontos liberados sindicales en la mesa de personal que ni funciona, ni dice nada, ni nada de nada. ¿Qué dirían estos sindicatos si los profesores le decimos que tontos liberados son demasiado y “para ser operativo” hay que reducirlos y que vuelvan a la tiza?. ¿Olvidan la importancia del pluralismo democrático?

    Comentario por Profesordeaula — 17 enero, 2010 @ 14:20 | Responder

  4. Aclaración al punto 4 letra g. sobre el nuevo modelo de sustituciones que en estos momentos se experimenta en doscientos centros de Andalucía:
    http://www.adideandalucia.es/normas/instruc/Instruc9_2009procedimientoexperimentalsustituciones.pdf

    Comentario por NORMATIVA — 18 enero, 2010 @ 23:07 | Responder

  5. Ya había chanchullos en las delegaciones conociendo tu posición en la lista de interinos porque no sabías los puestos libres. Imagina el chollo de ser amiguete del dire del centro que está al ladito de tu casa, o la putada de no serlo. En mi centro andan el dire y el jefecillo de estudios contando la película de que los interinos renuncian a cubrir las bajas de dicho centro (con salida directa a una autovía en plena provincia de Sevilla) porque como renuncian y se quedan en el primer puesto de la lista sin pasarles nada (soy interino y digo que una polla como una olla ), o tardan mucho en incorporarse (lo de ver a compañeros presentarse en las delegaciones con las maletas deben ser alucinaciones mías), no se os ocurra pensar que la consejería se quiera ahorrar las pelas. Leyendo por encima el documento del comentario 4 veo que al sustituto no le pagan semana santa, navidades o similares.

    Por cierto cuando veas las barbas de tu vecino cortar:

    La Junta paga con cheques sin fondos a los pescadores de Barbate:
    http://www.libertaddigital.com/sociedad/la-junta-paga-con-cheques-sin-fondos-a-los-pescadores-de-barbate-1276381928/

    ¿Nos veremos en Andalucía como en el 93?¿cobrando con cheques de la ONCE?

    Comentario por Uno que pasaba — 19 enero, 2010 @ 21:05 | Responder


RSS feed for comments on this post. TrackBack URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: