Crisis Educativa

9 octubre, 2013

La educación ahora

Filed under: Entradas — JuanV @ 20:31

En estos momentos la situación de la educación en nuestro país sigue siendo desastrosa, sin necesidad de oir o ver las noticias sobre educación casi todos los días. El informe PISA de adultos nos sitúa a la cola de los países de nuestro entorno. Según este informe nuestros universitarios estarían a un nivel parecido al de los bachilleres de otros países (¿puede sorprender esto cuando hace años que venimos diciendo  que desde la reforma LOGSE la enseñanza secundaria se ha convertido en una prolongación de la primaria y la universidad en una especie de falso bachillerato? ¿Puede sorprender esto cuando hace años venimos exigiendo un bachillerato de más años?). Hay miles de estudiantes universitarios que se han quedado sin becas este año; las tasas universitarias son cada vez más caras y se alejan del poder adquisitivo de los más humildes; el Plan Bolonia es ya una realidad en todo el territorio nacional y en todas las universidades.

Estamos de acuerdo que la LOMCE no es precisamente lo que necesita nuestro sistema educativo para salir de la situación desastrosa en la que ahora se encuentra, pero seguir como estamos es igualmente suicida. ¿No bastan los más de 20 años de LOGSE? ¿Qué es necesario que suceda para admitir de una vez que la LOGSE-LOCE-LOE-LEA ha sido un gran error? En estos días se está hablando de la convocatoria de una huelga en educación próximamente; huelga que debería ir pues tanto contra la LOMCE como contra la LOE-LEA., y otra cosa no se entiende.desperado

Porque ¿de qué estamos hablando, defensa de la enseñanza pública o defensa de la LOGSE-LOE-LEA? Veamos qué es lo que se defiende: ¿la enseñanza comprensiva? Pues si queremos luchar contra la discriminación así se yerra el tiro. ¿Para qué mayor discriminación que lo que ahora sucede? Los hijos de las familias desfavorecidas son los que se queden en los centros públicos, convertidos en centros de acogida social, mientras aquellos cuyas posibilidades económicas se lo permitan se van a centros privados y privado-concertados. ¿Se defiende la promoción automática? Pues ya se sabe que si se regalan los títulos, sean de lo que sean, acaban perdiendo todo su valor, ¿de qué sirve un título que no vale nada? ¿Se defiende la integración sui generis que se está haciendo? Pues es un gran error adaptar el sistema a los alumnos; lo lógico es que cada individuo se adapte al sistema o se pone en peligro la integridad del sistema mismo. Con tantas adaptaciones lo que se consigue es una tremenda injusticia, pues acaban con el mismo título estudiantes con un aval de conocimientos, esfuerzo y mérito completamente desigual. ¿Qué más se defiende? ¿La autonomía de centros, tal vez? ¿El nuevo ROC, quizás? Pues son dos ejemplos “de libro” de política educativa neoliberal, esa contra la que se dice luchar en muchos foros y desde la “izquierda oficial”. Política que también desarrolla la Consejería de Educación de la Junta de Andalucía, eso sí, con el beneplácito y connivencia de las centrales sindicales mayoritarias.

Nosotros seguimos pidiendo lo mismo: un cambio radical del sistema educativo para conseguir ofrecer una enseñanza digna de ese nombre. Porque no es digna de ese nombre una enseñanza en la que es más importante la socialización de los alumnos que los conocimientos. No es digna una enseñanza que no exige nada, porque no pasa nada si no se hacen los deberes, no pasa nada si no se estudia, no pasa nada porque se promociona igualmente. No es digna una enseñanza en la que se consiente la promoción de un curso a otro con 19 asignaturas suspensas. No es digna una enseñanza que otorga el mismo título a quienes consiguen alcanzar los objetivos propuestos que a los que no. No es digna una enseñanza que consiente en bajar los niveles de exigencia para poder dar el aprobado a todos. No es digna una enseñanza que se jacta de propiciar la integración de los alumnos con dificultades de aprendizaje pero no los atiende como es debido (porque no es una buena atención la que proporciona un solo profesor de pedagogía terapeútica para un centro de 500 alumnos; profesor que atiende a un grupo de 4, 5 alumnos con problemas de aprendizaje en su aula mientras los profesores no especialistas han de atenderlos en sus respectivas aulas entre el resto de sus 25, 30 alumnos). No es digna una enseñanza que se vanagloria del principio de atención a la diversidad pero que sólo consigue perpetuar el atraso en los alumnos atrasados; no es digna una enseñanza que fomenta el respeto a los alumnos disruptivos por encima del respeto al resto de sus compañeros. No es digna una enseñanza que se preocupa más por el derecho de los alumnos díscolos que por el derecho del resto de sus compañeros.

Por un cambio radical del sistema educativo ya.

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: