Crisis Educativa

25 octubre, 2014

Comida basura y educación basura

Filed under: Entradas — JuanV @ 12:04

Comida basura y educación basura

Uno de los problemas a los que se enfrenta el mundo de la educación, y no es de los menores, es el de la falta de sentido común, ese mismo sentido común que se aplica al resto de las actividades humanas, con más o menos acierto, pero que en educación se ha decidido prescindir hace ya tiempo a saber por qué. Por ejemplo, a nadie en su sano juicio se le ocurre defender en nombre de la libertad o algo parecido que los nenes a edades tempranas puedan comer lo que les apetezca, a la hora que les apetezca. Parece claro que si los críos pudieran comer exclusivamente a su gusto, la mayoría de ellos probablemente comería todo tipo de dulces hasta hartarse y no probaría  las verduras, las legumbres, ni la fruta. Como los padres se preocupan por la salud y bienestar de sus hijos, les ayudan a comer bien, les enseñan a comer de todo y hasta les obligan, si hace falta, a comer verduras y frutas. De hecho, llamamos comida basura al tipo de comida que sólo esporádicamente permitimos que coman nuestros hijos y reservamos para la alimentación seria diaria la comida que consideramos mejor, más completa, más sana y la más adecuada para su desarrollo.

Todo esto que parece tan evidente en la alimentación, se olvida como decimos, a la hora de aplicarlo en educación. Muchos profesores se empeñan en defender sin ningún sonrojo que los alumnos puedan elegir qué estudiar y a qué dedicar el tiempo escolar. Es decir, que siguiendo la comparación con la alimentación, estarían defendiendo que se permita y hasta fomente que los chavales puedan educarse y formarse con “dulces” y que dependa del gusto de cada cual si prueban bocado de “verduras” y del resto de “comida” sana y adecuada para su formación, educación y desarrollo mental. Por lo visto, la conciencia que se tiene sobre la importancia de la alimentación no se corresponde con la que se tiene sobre educación, donde se celebra que se haga lo que apetezca o lo que sea divertido. En justa medida, deberíamos reservar el nombre de educación seria a la que se preocupa de aportar a los alumnos todo lo que ciertamente necesitan, de todo un poco como en la alimentación, ciencias y humanidades, matemáticas, física, química, tanto como geografía, historia, literatura o idiomas, y llamar a ese otro tipo de educación “educación basura”, como la comida, pues responde a los mismos esquemas.

comida basuraY siguiendo con más ejemplos de falta de sentido común en educación: ¿se puede entender que se defienda la promoción de alumnos con todas las asignaturas suspensas del curso? ¿Por qué razón va a ser más importante la edad que los conocimientos a la hora de promocionar? ¿Es que acaso la primera y principal función de los centros educativos es socializar? Así lo establecen las leyes educativas basadas en la LOGSE, es decir, LOE (y LEA en Andalucía, LEC en Cataluña, etc.) ¿Pero está la sociedad de acuerdo con eso?

Otro ejemplo: en cualquier academia de idiomas que se precie, lo primero que hacen al matricular a un alumno es someterlo a unas pruebas para asignarle un nivel y colocarlo en el grupo en el que mejor aproveche para su aprendizaje. Es enseñanza de idiomas seria. En los colegios e institutos de enseñanza pública se diría que organizan los grupos de manera que haya cuantos más niveles distintos  mejor, incluyendo a alumnos de “diversificación” (alumnos con un nivel distinto para todas las asignaturas, que forman grupos distintos de clase para cada asignatura excepto Educación Física e Idioma) (¿?), y también alumnos de “apoyo” (alumnos de necesidades educativas especiales, con dificultades de aprendizaje y con un desfase por motivos distintos de hasta cuatro cursos o más, que el profesor especialista atiende en grupos reducidos unas cuantas horas a la semana y que los demás profesores atendemos como podemos dentro de nuestros grupos ordinarios de alumnos) (!!!!). ¿Tiene algún sentido?

Pues eso. Enseñanza basura.

Anuncios

9 octubre, 2013

La educación ahora

Filed under: Entradas — JuanV @ 20:31

En estos momentos la situación de la educación en nuestro país sigue siendo desastrosa, sin necesidad de oir o ver las noticias sobre educación casi todos los días. El informe PISA de adultos nos sitúa a la cola de los países de nuestro entorno. Según este informe nuestros universitarios estarían a un nivel parecido al de los bachilleres de otros países (¿puede sorprender esto cuando hace años que venimos diciendo  que desde la reforma LOGSE la enseñanza secundaria se ha convertido en una prolongación de la primaria y la universidad en una especie de falso bachillerato? ¿Puede sorprender esto cuando hace años venimos exigiendo un bachillerato de más años?). Hay miles de estudiantes universitarios que se han quedado sin becas este año; las tasas universitarias son cada vez más caras y se alejan del poder adquisitivo de los más humildes; el Plan Bolonia es ya una realidad en todo el territorio nacional y en todas las universidades.

Estamos de acuerdo que la LOMCE no es precisamente lo que necesita nuestro sistema educativo para salir de la situación desastrosa en la que ahora se encuentra, pero seguir como estamos es igualmente suicida. ¿No bastan los más de 20 años de LOGSE? ¿Qué es necesario que suceda para admitir de una vez que la LOGSE-LOCE-LOE-LEA ha sido un gran error? En estos días se está hablando de la convocatoria de una huelga en educación próximamente; huelga que debería ir pues tanto contra la LOMCE como contra la LOE-LEA., y otra cosa no se entiende.desperado

Porque ¿de qué estamos hablando, defensa de la enseñanza pública o defensa de la LOGSE-LOE-LEA? Veamos qué es lo que se defiende: ¿la enseñanza comprensiva? Pues si queremos luchar contra la discriminación así se yerra el tiro. ¿Para qué mayor discriminación que lo que ahora sucede? Los hijos de las familias desfavorecidas son los que se queden en los centros públicos, convertidos en centros de acogida social, mientras aquellos cuyas posibilidades económicas se lo permitan se van a centros privados y privado-concertados. ¿Se defiende la promoción automática? Pues ya se sabe que si se regalan los títulos, sean de lo que sean, acaban perdiendo todo su valor, ¿de qué sirve un título que no vale nada? ¿Se defiende la integración sui generis que se está haciendo? Pues es un gran error adaptar el sistema a los alumnos; lo lógico es que cada individuo se adapte al sistema o se pone en peligro la integridad del sistema mismo. Con tantas adaptaciones lo que se consigue es una tremenda injusticia, pues acaban con el mismo título estudiantes con un aval de conocimientos, esfuerzo y mérito completamente desigual. ¿Qué más se defiende? ¿La autonomía de centros, tal vez? ¿El nuevo ROC, quizás? Pues son dos ejemplos “de libro” de política educativa neoliberal, esa contra la que se dice luchar en muchos foros y desde la “izquierda oficial”. Política que también desarrolla la Consejería de Educación de la Junta de Andalucía, eso sí, con el beneplácito y connivencia de las centrales sindicales mayoritarias.

Nosotros seguimos pidiendo lo mismo: un cambio radical del sistema educativo para conseguir ofrecer una enseñanza digna de ese nombre. Porque no es digna de ese nombre una enseñanza en la que es más importante la socialización de los alumnos que los conocimientos. No es digna una enseñanza que no exige nada, porque no pasa nada si no se hacen los deberes, no pasa nada si no se estudia, no pasa nada porque se promociona igualmente. No es digna una enseñanza en la que se consiente la promoción de un curso a otro con 19 asignaturas suspensas. No es digna una enseñanza que otorga el mismo título a quienes consiguen alcanzar los objetivos propuestos que a los que no. No es digna una enseñanza que consiente en bajar los niveles de exigencia para poder dar el aprobado a todos. No es digna una enseñanza que se jacta de propiciar la integración de los alumnos con dificultades de aprendizaje pero no los atiende como es debido (porque no es una buena atención la que proporciona un solo profesor de pedagogía terapeútica para un centro de 500 alumnos; profesor que atiende a un grupo de 4, 5 alumnos con problemas de aprendizaje en su aula mientras los profesores no especialistas han de atenderlos en sus respectivas aulas entre el resto de sus 25, 30 alumnos). No es digna una enseñanza que se vanagloria del principio de atención a la diversidad pero que sólo consigue perpetuar el atraso en los alumnos atrasados; no es digna una enseñanza que fomenta el respeto a los alumnos disruptivos por encima del respeto al resto de sus compañeros. No es digna una enseñanza que se preocupa más por el derecho de los alumnos díscolos que por el derecho del resto de sus compañeros.

Por un cambio radical del sistema educativo ya.

10 mayo, 2013

Nueva Vuelta de tuerca de la Junta de Andalucía

Filed under: Entradas — JuanV @ 23:24

Tras haber sufrido sucesivos recortes en nuestros salarios por el gobierno anterior y el actual y tras haber perdido la paga extra de diciembre de 2012, en esta ocasión nos vemos afectados con más descuentos aún en nuestros salarios en caso de enfermedad con incapacidad temporal. Pero esto no acaba aquí ya que la Junta de Andalucía está a punto de aprobar una Orden en la que se establece el número de días tope para los que, en caso de enfermedad sin incapacidad temporal, no se apliquen los descuentos citados. Pues bien resulta que la Junta quiere establecer que estos sean un máximo de “cuatro días por año natural”.

Se da la circunstancia de que la Ley estatal (Ley 17/2012 de Presupuestos Generales) deja en manos de las autonomías la competencia de aplicar los descuentos por enfermedad sin incapacidad temporal, con cierto margen de acción. Margen que en nuestra opinión la Junta ha aplicado con la mayor rigurosidad que podía haber hecho. ¿Quién no sufre una gripe u otra enfermedad común una vez al año que le incapacite para ir a trabajar 4 días?. Por lo tanto, con esta norma, estos descuentos por enfermedad en nuestros sueldos están prácticamente asegurados.

 Esta normativa referente a los descuentos por días de enfermedad aboca a los profesores (como a todos los funcionarios) a asistir al centro de trabajo en condiciones de salud deficiente, ya que nuestros depauperados sueldos no admiten mayor adelgazamiento. Esto no va sino a repercutir negativamente en nuestra calidad de vida y en nuestras condiciones de trabajo. Se crea así una situación que para nosotros vulnera derechos fundamentales. Si leemos el artículo 43, apartado 2 de la Constitución podemos leer: “Compete a los poderes públicos organizar y tutelar la salud pública a través de medidas preventivas…… “. ¿Podemos pensar que en este contexto se va a favorecer la toma de medidas preventivas?, ¿Tendría sentido que un trabajador al que las normas preventivas le recomiendan quedarse en casa para no transmitir una enfermedad infecciosa, sea a la misma vez penalizado con un descuento económico por actuar en la forma correcta?. No olvidemos que el caso de enfermedades infecciosas es de especial relevancia en el colectivo de la educación por el elevado número de personas en un mismo espacio, lo que facilita los contagios. ¿Se han considerado estas situaciones al elaborar la normativa que se quiere aprobar?. De no ser así puede darse lugar a situaciones totalmente contradictorias por parte de la administración.

 Pero aún podemos ir más allá ¿No podemos pensar que estas normas entran en contradicción con los Planes de Prevención de Riesgos Laborales?. Planes que la Junta de Andalucía, en las circunstancias dadas, tiene la desfachatez de querer promover en los centros. Podemos preguntarnos si la administración autonómica hace lo necesario para que los centros de trabajo sean lugares realmente salubres, pensemos en el caso de las temperaturas. ¿Están los centros suficientemente acondicionados en este aspecto?. De no estarlo, lo que ocurre en muchos casos, este sería un factor de riesgo para enfermar por catarros y gripe. ¿Cómo se va a penalizar a un profesor por padecer una enfermedad a la cual la propia administración ha contribuido?. Frente a estas evidencias es difícil que sea creíble que la Junta de Andalucía pueda tener el más mínimo interés en promover la salud de sus empleados, en esta caso de la enseñanza. Ante esta flagrante vulneración de derechos de los trabajadores echamos en falta acciones rotundas de los sindicatos, los cuales se han limitado hasta ahora, por lo que conocemos, a manifestar tibiamente su desacuerdo con esta futura norma. Pensamos que es preciso que emprendan ya acciones legales para la retirada de esta normativa.enfermedad

Manifestamos que nos parece de una total desconsideración, incluso una vileza, el utilizar la salud de los trabajadores como medida de ahorro económico. Más bien habría que hacer todo lo contrario, apoyar a las personas que realmente enfermen y perseguir y penalizar al que se compruebe que comete fraude. Opinamos que es posible recurrir a otras alternativas para el ahorro económico, es cuestión de realizar una gestión eficaz de los recursos y un ahorro en los gastos que no sean imprescindibles. Esto implica por supuesto más acción de gestión y menos de política especulativa.

 Por otra parte se pone en evidencia el enorme cinismo de la Junta de Andalucía que mientras manifiesta a la opinión pública su contrariedad por tener que aplicar estas medidas que le vienen impuestas, luego las aplica con un excesivo celo y con mayor rigor que la administración central. Cinismo que queda bien patente al comprobar que cuando el Gobierno Central no pretende eliminar más pagas extra a los funcionarios en 2013, la Junta de Andalucía pretende seguir aplicando recortes en las paga extra y adicional de junio y diciembre según recoge en la Ley 3/2012 (BOJA 1 de octubre).

 Por todo lo aquí expuesto manifestamos nuestro rotundo rechazo a estas medidas de ahorro por motivos de salud del Gobierno Central y de la Junta de Andalucía y pedimos su inmediata retirada y su modificación por otras alternativas más dignas y que no hagan recaer siempre sobre los mismos, los funcionarios, el peso de la carga para la reducción del déficit económico, del cual no nos sentimos en absoluto responsables.

(De nuestro compañero Andrés Mejía)

« Página anteriorPágina siguiente »

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: